×
  • Crítica de Rampage

    Publicado el 12 abril, 2018 por Migue Fernández

    El primatólogo Davis Okoye comparte un sólido vínculo con George, el gorila de montaña de lomo plateado que ha estado a su cuidado desde su nacimiento. Pero un errado e inescrupuloso experimento genético muta a este dócil simio en una furiosa criatura de enormes proporciones.

    Entre las múltiples deudas pendientes que tiene Hollywood, una es la de hacer una buena película a partir de un videojuego. Steven Spielberg viene de demostrar su grandeza con Ready Player One, un horizonte al que todo realizador debería aspirar, pero aquella se basó en un libro. Adaptar un juego es un cantar totalmente diferente y ni siquiera Dwayne Johnson está exento de la maldición que afecta a esta porción de la industria. Es que Rampage puede ser una relativamente fiel transposición de su material fuente, pero eso no implica necesariamente que resulte en un proyecto cinematográfico sólido.

    Se hicieron los deberes. Se convocó a un realizador de la confianza de The Rock como es Brad Peyton, quien lo dirigió con mejor suerte en San Andreas y Journey 2: The Mysterious Island –esta podría ser una mezcla fallida entre ambas-. El guión pasó por las manos de muchos que tuvieron éxito en trabajos previos, como Ryan Engle (Non-Stop, The Commuter), Carlton Cuse (Lost) & Ryan J. Condal –los creadores de Colony- y Adam Sztykiel (Due Date). Y a la hora de buscar al elenco, hay una gran lista de talento hasta para los roles más pequeños. Hay un concepto simple, que no se sobrecarga de forma innecesaria, y se mantiene la línea de lo que el básico videojuego propone. ¿Qué falla entonces? El principal problema es de tono, con una película que se toma demasiado en serio.

    La primera escena, probablemente la mejor de todas, pone en marcha la cadena de eventos con una secuencia de terror que remite a Alien o a la más reciente Life, pero también pone un férreo corsé a lo que vendrá después. Convengamos que son monstruos gigantes genéticamente alterados que acaban con todo lo que tienen a su paso pero, en vez de buscar un espíritu más ligero y lúdico, se aspira a conseguir un proyecto en la línea de Godzilla o King Kong. El bueno de The Rock queda bastante restringido por las decisiones creativas, con algún ocasional one-liner pero en términos generales muy desaprovechado y sin todo el carisma que se sabe puede inyectar a sus personajes. Naomie Harris hace una labor correcta en un papel de poco brillo, bastante más medida que Jeffrey Dean Morgan y Malin Akerman, los dos definitivamente en un registro campy. El primero es un agente gubernamental que se define como un cowboy y habla como tal, como si fuera un Negan sin bate y con traje, mientras que la segunda lleva al límite de la exageración a su villana empresaria, la mente maestra detrás de este “Proyecto Rampage” –tiene el arcade en su oficina y todo-.

    No hay demasiado en el videojuego como para reforzar la historia por fuera del experimento fallido, las enormes criaturas y la destrucción descontrolada, con lo que Rampage se sostiene fundamentalmente en las escenas de acción y las importantes set-pieces, que se debe reconocer hay algunas que están muy bien. Pero no hay mucho más que esto… Se hace una crítica nada velada a la caza furtiva y en el centro de la historia está Dwayne Johnson tratando de salvar a su amigo, pero no hay sincero interés por el resto de los personajes y eso es lo más grave, algo que no pasaba en San Andreas. De hecho, el que más importa es el gorila.

    No se puede decir que no sea una adaptación fidedigna, dado que cumple con los preceptos del videojuego al tener a un gorila, un lobo y un cocodrilo gigantes que acaban con todo a su paso, pero queda en claro que eso solo no alcanzaba. Se la apuntala con una historia acomodaticia y corriente, con varios baches en el argumento, que se presenta como otro vehículo de lucimiento para The Rock, quien tiene muchos otros proyectos que le hacen más favores. Y si se toma tan en serio pero al espectador le exige poner en suspensión el cerebro para disfrutarla, es que hay algo que falló en el proceso.

    estrella25

     

     

     

     

     
  • Copyright © CINESCONDITE.com / 2011 - 2018 - Todos los derechos reservados.
    Top