×
  • Crítica de Mandy

    Publicado el 19 septiembre, 2018 por Guido Villanueva

    La vida tranquila de la pareja devota de Red y Mandy da un giro oscuro y bizarro cuando un culto de pesadilla y su maniático líder buscan poseer a Mandy… en cuerpo y alma.

    Mandy

    Desde hace un tiempo, los pasillos del cine en Internet y los directores independientes nos hacen visibles películas nuevas, que buscan ir por un lado cercano al culto, que nos acercan a la originalidad de figuras que van ganando renombre en la escena y nos dejan sobresaltados con las cosas que nos muestran. Muy en clave a lo que fue esa atención que Revenge (2017) logró tener a principios de este año, trayendo el cine de explotación o exploitation al menos por un rato a las grandes ligas de la crítica, Mandy -la segunda película de Panos Cosmatos– está logrando lo mismo o algo parecido. El hijo de George Cosmatos -director de culto ochentoso con hits como Cobra y Rambo II– avanza por su camino que había comenzado a forjar con Beyond the Black Rainbow y que ahora es llevado a un nuevo nivel con un estilo propio, que circula entre el terror, lo hipnótico y la violencia.

    Si Revenge fue un merecido reconocimiento que lograba rescatar las -valga la redundancia- “revenge movies”, Mandy quiere ser eso y mucho más. El trabajo de Cosmatos Jr. lleva su apuesta a ser diferente, algo que consigue de manera acertada por los incontables elementos estéticos y narrativos con los que juega. Cine de los ’70, el terror, el gore, la lisergia y la locura hacen a la película una de las grandes apuestas del cine de género de este año.

    Tres elementos claves que marcan diferencia al cine de género al que estamos acostumbrados: la saturación de los colores -en esa paleta de terror clásico que deambula entre el violeta, el azul y el rojo, muy propio del cine italiano de Dario Argento y sus películas como Inferno-, las transiciones lentas y densas -que incluye hasta un juego de rostros inigualable-, primeros planos a rostros y miradas completamente rodeadas de delirios místicos y locura. Una conjugación de sectas religiosas y “mansonianas”, drogas, slasher sobrenatural y sed de violencia que se contemplan en el aura desolado de un bosque. Una suerte de los oscuros resabios de los años ’70 que se terminan por ambientar en los ’80. Las influencias pueden ser incontables, pero lo que hace el director es único y lo dota de originalidad propia.

    Mandy

    Decidido en dividir la película en partes, Cosmatos maneja los tiempos a su antojo. Se toma sus 120 minutos en darnos un principio lento y alegórico, pero donde deja en claro toda la oscuridad y la mística que va a llevar su film. Simbología astrológica y animal, homenajes al terror de los años ’50 y diálogos encriptados. Pero después, sabe cuándo pisar el acelerador y hacernos atravesar cortes repentinos llevados a un negro total, montaje de imágenes violentas, golpes, sangre. La hipnosis es cruda y envolvente a la vez. Hay una brillante forma de dejarnos significados ocultos en las frases, en los lugares, en las transiciones.

    Ahora, es imposible pensar la película sin el elenco. Nicolas Cage merece ser destacado porque su estilo encuadra perfectamente en lo que la película necesita. Ese Cage que carga de una exageración positiva sus miradas fuertes y particulares, que pueden resaltar correctamente tanto en Mandy como en una cinta tan diferente como lo es Adaptation, de Spike Jonze. Linus Roache, actor más volcado a las series, se convierte en un sádico guía espiritual, que maneja una oscura y bizarra secta. Pero la joya de Mandy es Andrea Riseborough interpretando a la mismísima Mandy, un personaje que envuelve oscuridad y el sentimiento de inestabilidad que nos hace saber que las cosas no van a estar nada bien.

    Mandy es la descripción del cine de culto, que no le importa contar las cosas a su manera y que te lleva por los lugares que quiere. Te confunde, te desarma el cerebro y, aún así, no te deja de entretener. Una nueva joya en el exploitation que merece un lugar entre los destacados de este año.

    estrella45

     

     

     

     

     

  • Copyright © CINESCONDITE.com / 2011 - 2018 - Todos los derechos reservados.
    Top