Crítica de The Hunt

12 desconocidos despiertan en el claro de un bosque. No se conocen, pero tienen algo en común: un grupo de millonarios los ha elegido para divertirse cazándolos como si fueran animales salvajes. No obstante, algunos venderán cara su piel.

The Hunt, Craig Zobel, Betty Gilpin, Hillary Swank

En 2015 llegó a la pantalla grande una ruidosa comedia que lleva por título The Interview. ¿Les suena? Pocas cosas se deben decir para recordarla, entre ellas que James Franco y Seth Rogen la protagonizaron, y que a cierto mandatario norcoreano no lo agradó mucho verse en pantalla representado por un Randall Park que mostraba su lado más sensible, gracias a las canciones de Katy Perry. La polémica es una que no se pasó por alto, y por más de cuatro años se creyó que ninguna película levantaría tal revuelo -al menos, una tan inofensiva-, pero a la historia siempre le gusta ir en círculos y eligió a The Hunt, una sátira disfrazada de thriller de supervivencia, para despojarla de su oportunidad de llegar a salas de cine en tiempo y forma.

Para quienes no recuerdan lo que hubo detrás de esta, hace falta recordar los lamentables tiroteos realizados en El Paso, Texas; Dayton, Ohio; y Gilroy, California en agosto de 2019. Algo que no fuera la Segunda Enmienda debía llevarse el crédito, así que Fox News eligió al film de Craig Zobel -nada menos que el director detrás de lo mejor de The Leftovers y Westworld– como una inspiración para tan atroces acciones. ¿El resultado? El problema sigue, y una vez que todo el mundo se olvidó de lo sucedido, The Hunt llegó más dispuesta que nunca a darse conocer, incluso llevando el eslogan de «La película más comentada es una que nadie ha visto». Hay que aceptar que de entrada no es tan provocadora como pretende, pero poco importa cuando le acompaña semejante ejercicio de tensión y humor.

Todo parece una pesadilla: cuando una docena de «deplorables» -una manera amable de los personajes para referirse a los rednecks– despierta en medio de un bosque, con una misteriosa caja y las balas de un grupo de multimillonarios liberales acabando con todos ellos, arranca un juego de supervivencia por ver quién sobrevive a quién. Si su premisa ya les hizo sonar una alarma no es ninguna coincidencia, The Hunt se arma de conciencia sobre la situación política actual y lo utiliza a su favor no para aleccionar, sino para aprovechar el caos con el fin de reírse de ambos lados. El lado «rojo» no tarda en mostrarse esquivo frente a los inmigrantes, mientras que los «azules» son quienes lideran la brutal matanza. Su afán de burlarse no da espacio a la sutilidad, pero sí que se impulsa siendo tremendamente divertida, especialmente cuando la muy inspirada Betty Gilpin está en pantalla.

The Hunt, Craig Zobel, Betty Gilpin, Hillary Swank

Pocos minutos deben pasar para apreciar que el elenco del film es una de sus mayores fortalezas, teniendo a la galardonada Hilary Swank en un lado del cuadrilátero, mientras que la mencionada actriz de GLOW se roba todas sus escenas en el papel de una imparable fuerza de destrucción, que va revelando su razón de ser conforme avanza el metraje de poco menos de dos horas. A ambas las acompañan rostros tan conocidos como Emma Roberts, Ike Barinholtz y Justin Hartley, pero el libreto del gran Damon Lidelof y Nick Cuse siempre lleva todo el peso en los hombros de sus dos talentosas actrices principales. Como referencia, puede que sus momentos más ácidos la hagan ver como una suerte de Get Out, pero su pulso de thriller la hace más cercana a lo visto el año pasado con la genial Ready or Not. Incluyendo, para el gusto de muchos, ese incómodo nivel de gore.

Al igual, no hace daño que el ritmo que Zobel imprime al relato es uno que nunca piensa en detenerse, y cuando lo hace, es para ofrecer la exposición que un evento como La Cacería merece. No son pocos los que han hecho la comparación con títulos como The Most Dangerous Game, especialmente en su estructura, pero The Hunt encuentra lo propio que decir -y hacer- conforme se acerca a su desenlace. Quizás su aporte al subgénero no sea tan crucial como la mencionada adaptación, pero sí que sale mucho mejor parada que recientes intentos como Beyond the Reach o Desierto, quizás por aceptar el absurdo de su planteo en lugar de optar por tomarse demasiado en serio a sí misma, algo que favorece al humor pero que, inevitablemente, hace de su comentario social uno mucho más diluido.

¿Quieres ver The Hunt por todo el morbo alrededor de ella? Probablemente te decepcione, pues sus ideas son lo suficientemente inofensivas como para quedar con la sensación de que no está a la altura de su polémica -algo que la comedia que mencioné al inicio sabe muy bien-. No obstante, si se aprovecha su distribución por VOD para darle una oportunidad en cuanto antes, se encontrarán con un muy recomendable film de caza de humanos con una protagonista memorable, un humor que suele dar en el blanco, y el recordatorio de que la trinidad creativa de Zobel, Lindelof y Cuse siguen por el buen camino.

8 puntos